Splendor

Posted on

Hola amigos, hoy vamos a hablar de Splendor, un juego de mesa para 2 a 4 jugadores con una duración estimada de 30 a 40 minutos, de la editorial Asmodee con un PVPR de 30,00 euros. El juego fue nominado en 2014 al premio Spiel des Jahres.

Splendor juego de mesa

La portada nos sugiere un cierto misterio con una ilustración sobre un fondo oscuro del rostro en primer plano de una persona que está apreciando con sumo cuidado y concentración una piedra preciosa. Y así es como vais a pasar las partidas jugando a este juego, probablemente en cierto silencio y bien concentrados calculando cuáles son las combinaciones de piedras preciosas que más rentabilidad os van a proporcionar y qué compras son las más adecuadas en cada momento.

Los componentes del juego son:

· 35 fichas de piedras preciosas (7 de cada tipo)
· 5 fichas comodín de oro.
· 90 cartas de desarrollo.
· 10 losetas de noble.
· Instrucciones

La caja viene con un inserto de plástico que mantendrá todos los componentes bien organizados.

Splendor caja inserto

El juego nos lleva al Renacimiento, época en la que cada jugador encarna a un comerciante de piedras preciosas que pretende convertirse en el más afamado y prestigioso del gremio a través del comercio u obteniendo el favor de la nobleza.

El juego comienza colocando cuatro cartas de cada uno de los tres mazos disponibles, formando en el centro de la mesa un mercado de piedras preciosas de doce cartas. Además, se colocarán tantos nobles como jugadores más uno. El número de fichas de piedras preciosas de cada tipo será 7 para 4 jugadores, 5 para 3 jugadores y 4 para dos jugadores. Siempre se jugará con las 5 monedas de comodín (Oro).

Splendor set up

En el turno de un jugador, podrá realizar solo una de las cuatro siguientes acciones: Coger 3 piedras preciosas de distinto tipo; Coger dos piedras preciosas del mismo tipo (siempre que haya disponibles al menos cuatro de ese tipo antes de cogerlas); reservar una carta del mercado (hasta un total máximo de tres cartas en la reserva personal no pudiendo coger una cuarta) y coger una moneda de oro que sirve como piedra preciosa comodín (si hay disponible); o adquirir una carta de piedra preciosa del mercado o de la reserva personal pagando su coste. Una vez realizada una de las cuatro acciones, el turno pasa al siguiente jugador.

Las cartas de piedras preciosas tienen tres elementos a considerar: su coste de adquisición indicando el número de piedras preciosas que hay que pagar de cada tipo (parte inferir izquierda); su valor en puntos de fama que es lo que cuenta para ganar la partida (parte superior izquierda); y una bonificación de una piedra preciosa de un tipo en concreto que tendremos disponible para toda la partida (parte superior derecha). Así por ejemplo si adquirimos una carta que nos concede un diamante (blanco) quedará sobre la mesa en nuestra zona de juego y para adquirir cualquier otra carta cuyo coste incluya el pago de diamantes estas compras nos van a costar una moneda menos. Incluso podremos adquirir cartas sin pagar ni una sola moneda si tenemos sobre la mesa cartas con piedras preciosas que sumen el coste total de la carta a adquirir.

Los nobles no se adquieren, se van con el jugador que completa con las cartas adquiridas en primer lugar la combinación de piedras preciosas que figura indicada en la loseta de noble (parte inferior izquierda), y darán a ese jugador el número de puntos de fama que figura en la misma (parte superior izquierda). Conseguir el favor de un noble puede decirse que es una acción gratis del turno sin coste alguno.

El juego termina cuando un jugador alcanza 15 puntos de fama, una vez que todos los jugadores hayan jugado la ronda completa de modo que todos habrán jugado al final de la partida el mismo número de turnos de juego.

En nuestra opinión es un juegazo, ha sido el juego de estas navidades pasadas por su duración que te permite dar la revancha sin que se te vaya la tarde completa. Cuando crees que tienes la estrategia definitiva, viene un listo y te da la vuelta a la tortilla y hace los quince puntos en un abrir y cerrar de ojos ¡cómo lo ha hecho! La limitación de acciones hace que unas u otras estrategias funcionen dependiendo de las estrategias de los demás. Un juego en el que no puedes perder de vista la evolución de los demás jugadores si no quieres quedarte en la estacada coleccionado preciosas gemas que no te llevarán a la victoria a tiempo.

¡A jugar!

Anuncios

Un comentario sobre “Splendor

    Araceli escribió:
    22 enero, 2016 en 11:17 am

    Hemos jugado estas Navidades pasadas y es un juego entretenido que te hace estar pegado a la silla emocionado y concentrado en ganar !!! hay que pensar muy bien tu estrategia!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s